La depresión social y económica por la pandemia, ha llevado a varios guanajuatenses a atentar contra su vida o considerar hacerlo ante la desesperación, durante los meses de contingencia ha habido un incremento, sin embargo este mes la incidencia se mantiene estable, lo que va en ascenso es la violencia y la drogadicción, advirtió la directora de Salud municipal, Minette Leticia Rodríguez.

Debido al pánico pandémico, al encierro y actividades y espacios públicos para ejercitarse cerrados, el estrés se acumula y sale con violencia o adicciones, sin embargo, ni espacios abiertos ni deportivas ni gimnasios pueden abrir todavía, hasta que haya semáforo naranja.

Deneck Inzunza.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here