Vea estas impresionantes imágenes del agua que termina en la presa de la Purísima.
En respuesta a los reportes que indican la contaminación de los ancestrales ríos de Cata y por lo mismo del Río Guanajuato y su destino final la Presa de la Purísima, con las consecuencias para la salud que este tipo de contaminación puede acarrear.


En los cauces dibujados por el río desde hace miles de años, se puede ver como el agua que corre por encima de los ductos tiene un extraño color que a veces se ve negro, a veces brilla y como es el caso de esta ocasión, emite un tono púrpura.

Miles de extraños organismos acuáticos, como algas de color blancuzco, son otros signos de lo que puede ser la existencia de metales pesados en el agua que por kilómetros corre a cielo abierto.

Todo apunta a que puede contener químicos utilizados en los procesos de tratamiento de los minerales preciosos que a diario son sacados de la mina que se está convirtiendo en un peligro para los habitantes de la ciudad sin que las autoridades detengan este tipo de contaminación.