Artesanas del tradicional dulce de alfeñique de Guanajuato, se manifiestan en las oficinas del municipio, se enteraron que iban a ser removidas del Jardín Reforma, donde hace muchas décadas que montan sus puestos para vender este característico dulce regional, así que acudieron a las oficinas de la alcaldía para exigir sea respetado su derecho a vender en ese lugar ganado desde hace más de dos décadas.
Muchas de ellas mujeres de la tercera edad, reclaman lo que consideran un derecho ganado con el trabajo de varias generaciones dedicadas a dicho arte, ya que son las abuelas y madres de estas, quienes les han inculcado la costumbre creativa de elaborar estos dulces muy propios de Guanajuato.
Sobre todo, es importante saber, que el rumor es que el sitio del que serán removidas, se quiere otorgar para otra organización de artesanos de la Ciudad de México y de Guanajuato, cuyos productos, se sospecha, no necesariamente son hechos por ellos, mientras que los representativos dulces, llevan haciéndose por familias guanajuatenses durante muchos años.
Después de la reunión de su vocera con la autoridad municipal, se retiraron del lugar, a esperar que el próximo lunes les sea resuelto si van a permanecer en dicho lugar, que les conviene, platican, porque, es más cómodo para ellas montar su exposición ahí, además que las condiciones de humedad y sombra son las más propicias para que su mercancía no se derrita al ser compuesta principalmente por azúcar.