San Miguel de Allende, Gto. 26 de julio 2018.- Autoridades municipales de San Miguel de Allende, así como representantes de los hoteles sanmiguelenses que ganaron los premios  “World’s Best Awards” que realiza la revista Travel & Leisure en su edición 2018, ya tienen en sus manos la preseas por Ser San Miguel de Allende, “La mejor ciudad del mundo para visitar”, y por tener dos de los mejores hoteles de México.

La entrega de premios fue en la ciudad de Nueva York, y por segundo año consecutivo, San Miguel obtuvo estos galardones, La mejor ciudad del mundo” y “La mejor ciudad de México” y el Hotel Rossewood como el mejor en México. Fue el editor en jefe de la Revista Travel + Leisure, Nathan Lump entregó las dos preseas al Presidente Municipal de San Miguel de Allende Lic. Gonzalo González, y a Alfredo Rentería Gerente General de Hotel Rossewood.

La presea rinde homenaje a los mejores destinos y proveedores turísticos del mundo, conforme a las votaciones que hacen sus lectores en un periodo de seis meses; resultado de ello, también el hotel Rosewood y Belmond Casa de Sierra Nevada recibieron el galardón como No. 1 y No. 4 respectivamente en la categoría de “Mejor Hotel” en la República Mexicana.

Al recibir las preseas, el Presidente Gonzalo González fue claro: “Sin excepción cada prestador de servicio, en todos sus niveles, es responsable de que San Miguel de Allende vuelva a reconocerse como la mejor ciudad del mundo para visitar; gracias por su entrega, por su servicio, por su vocación”.

San Miguel de Allende es una de las 3 ciudades que gana como mejor ciudad del mundo en dos años consecutivos; antes fueron Kyoto y Sydney; convirtiéndose en la única ciudad en América en tener este reconocimiento.

“El Corazón de México” es el identificador de San Miguel, no sólo por su ubicación central, sino por su vasta historia y férreo interés en preservar las tradiciones y cultura mexicana.

El movimiento de la independencia de México fue acuñado en San Miguel de Allende y durante los años 60’s, se convirtió en uno de los principales destinos coloniales del país, cuando los “expatriados” fueron atraídos por su iluminación natural, su arquitectura y su vegetación.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here