En solo promesas quedó el teleférico de Cristo Rey , mismo que comunicaría el monumento al culto católico con el parque Guanajuato bicentenario y que según el propio Fernando Olvera secretario de turismo del estado de Guanajuato tendría que estar concluyéndose en este segundo trimestre de 2018.

 

El proyecto del que en 2017 el gobernador MMM anunció que ya todo estaba listo, incluso se presento un CEO de una empresa extranjera que dijo que las cabinas ya estaban en construcción y que sólo esperaban la colocación de la cimentación de las 3 paradas que tendría para proceder con la instalación del mismo, de todo eso, sólo quedaron palabras vacías y huecas.

 

Hoy en día ni una sola piedra ha sido removida para su construcción, de los 380 millones de pesos no se ha visto ni un quinto partido por la mitad, y el teleférico mas largo de Latinoamérica, que contaría con una longitud cercana a los 7 kilómetros de largo y una altura máxima de 600 metros; brilla, pero por su ausencia.

 

Tal parece que el gobernador MMM entendió muy bien el adagio aquel muy socorrido por los políticos de nuestro país que reza: “Prometer no empobrece”, porque así como esta obra quedó en el limbo, quedan también en el aire: El tren sub urbano, que interconectaría el corredor industrial; Los puentes a desnivel en la glorieta santa fe de la capital; El retiro del lirio acuático en la laguna de Yuriria y ya ni se diga de la deplorable situación de inseguridad y violencia en la que nos ha dejado el estado de Guanajuato.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here